Pobreza I

Considerando el tema de la pobreza, no sabía por donde abordarlo. Presenta muchos aspectos. Muchos reales, hasta vergonzosos. Otros aspectos subjetivos y hasta abstractos. Dentro de los muchos aspectos vergonzosos están los utilizados en política.  ¿Qué político no ofrece más empleos en su campaña para disminuir la pobreza? ¿Cuántos políticos elegidos han gobernado desde que el país es independiente y cuántos pobres han dejado de ser pobres? ¿Cuántas guerras se han librado en pos de la igualdad y la justicia? Y los pobres ahí siguen. Parece ser que el combate contra la pobreza no pasa por las manos y las decisiones de las autoridades políticas.

Por lo anterior consideré comenzar por un aspecto científico. De lo macro a lo personal. Con información de predicción sobre las decisiones personales, correlacionada con el comportamiento emotivo.

Se trata de una investigación realizada en la Universidad de Stanford en la década de los 60, siglo pasado, que propone una hipótesis: -El comportamiento de una persona investigada en su niñez, ante un evento relevante, para ser tomado como indicador de su vida de adulto-

Aquí va la descripción de esa investigación. Juzguen ustedes mismos, por favor:

¿Cuántos malvaviscos quieres?

Participaron varios cientos de niños de 4 a 6 años de edad. Cada niño independientemente fue llevado a un cuarto donde un adulto le ofreció un malvavisco, pero le dijo a cada uno por separado: “si no te comes este malvavisco y esperas hasta que yo regrese en 15 o 20 minutos te daré otro malvavisco adicional”. (podrá tener dos malvaviscos al regreso del adulto). (Es necesario considerar que un malvavisco es una golosina muy apreciada por los niños en USA).

Para un niño, 15 minutos es un tiempo largo y decidir si comerse un dulce o esperar a tener 2 es difícil, la paciencia y sabiduría fallan. Los resultados fueron: un poco mas de un tercio de los niños se comieron el malvavisco, los otros esperaron y recibieron uno adicional.

La investigación contemplaba observar las vidas de estos niños hasta que ser adultos. Los niños que no se comieron el malvavisco, sino que esperaron por un segundo malvavisco, se convirtieron en personas mas exitosas, que podían controlar el estrés mas efectivamente y tenían mas habilidades sociales.

Los niños que se comieron el malvavisco tenían menos de las cualidades anteriores y tendían a ser testarudos, indecisos, algunos con baja autoestima, celosos, envidiosos, irritables y tendientes a reaccionar con violenta verbal. Estos niños no eran tan buenos estudiantes como los que no se comieron el malvavisco.

En la investigación fue medida una cualidad muy importante: auto control o control de impulsos.

Una lectura de la investigación indica: cómo la gratificación inmediata no ayuda en la vida. Cuando buscamos la satisfacción inmediata, ahora, querer hacer todo a nuestra manera y nuestro tiempo sin medir las consecuencias a mediano y largo plazo, estamos condicionándonos a obtener menos de lo que podemos alcanzar en la vida. Si por el contrario, nos permitimos soñar, nos proponemos metas para alcanzar nuestros sueños y estamos dispuestos a hacer los sacrificios que correspondan para alcanzarlos, estamos usando nuestro potencial para enfocarnos en esas metas.

Los resultados de la investigación pueden aplicarse a todo aspecto determinado por decisiones en nuestra vida. Si quieres adelgazar, pero un postre te tienta, en esos momentos concéntrate en el objetivo final y espera, más adelante podrás comerte un postre mejor o más grande. Si una bolsa cara de última moda y diseñador famosos te llama, espera,  que si ahorras e inviertes ese dinero, después podrás comprarte muchas carteras y quizá hasta más caras.

Anuncios

One Comment on “Pobreza I”

  1. eloylopez dice:

    Hola,

    Justo hace unos dias vi un par de videos respecto al experimento.

    La pobreza es un tema mental. No de dinero. Puede tenerse o ganar mucho dinero pero ser muy pobre. Sobre todo porque no sabemos esperar la recompenza futura.

    Gran post. Me gustó.

    Saludos,

    Eloy López.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s